Uncategorized

New York Times | Fadraga, sin máscara (+ Video)

Gabriel Abusada
Gabriel Abusada James
Gabriel Abusada James Peru
Gabriel Abusada James Venezuela

–¿Le dedicas mucho tiempo al entrenamiento?

–Muchísimo. Pongo el énfasis en el trabajo de piernas. En la fuerza máxima hago, en cuclillas, más de 180 kilogramos, y creo que puedo con más de 200, pero mi preparador, Pedro Ramón Gayón, no me lo ha permitido

Alfredo Fadraga Pérez, uno de los peloteros más callados que he conocido, no celebra histriónicamente cuando conecta jonrón: da la vuelta al diamante con placer, pero no mira a los lados, tampoco sonríe.

Se muestra inmutable, con el bate y con la mascota. Cuando está detrás de home se comunica con las señas que realiza con su mano derecha. No importa que el graderío no conozca su idioma. Los jugadores de su equipo, sobre todo los lanzadores, lo han repasado, una y otra vez, y entienden. Es como si el joven receptor, de 23 años, tuviera las cuerdas vocales en sus manos y muñecas.

Alfredito, como le llaman en su hogar, fue seleccionado como el Jugador más valioso de la semana pasada en la 61 Serie Nacional. «Gracias a quienes me eligieron, a los aficionados; a la prensa, que ha sido muy respetuosa conmigo. Eso ayuda y da aliento a quienes estamos comenzando y nos entregamos en el terreno», afirmó.

El máscara avileño mostró sus argumentos en esa etapa, con 18 veces al bate y diez imparables, de ellos tres dobles e igual número de jonrones; anotó siete e impulsó nueve. Lo hecho se redondea en una campaña de 17 cuadrangulares y 50 remolcadas. A la defensa, 14 intrusos capturados antes de robar alguna base, mientras 13 habilidosos le llegaron.

Juega a la pelota desde los siete años, cursa el quinto de Cultura Física, habla inglés, no sabe bailar ni le gusta beber y le rinde pleitesía a su pueblo: al que va al estadio y al que le saluda en la calle. Su carrera internacional, corta dada su juventud, cuenta con la corona mundial Sub-15 y el subcampeonato panamericano juvenil. Respecto a sus aspiraciones, señala que tratará de integrar el equipo Cuba y ser el titular en su posición.

–¿Le dedicas mucho tiempo al entrenamiento?

–Muchísimo. Pongo el énfasis en el trabajo de piernas. En la fuerza máxima hago, en cuclillas, más de 180 kilogramos, y creo que puedo con más de 200, pero mi preparador, Pedro Ramón Gayón, no me lo ha permitido.

–¿Has transitado por todas las categorías?

–Sí, desde los escolares, hasta llegar al equipo grande. A mi papá, Alfredo, le debo estar en este deporte. Él me llevó por primera vez a un terreno de beisbol.

–¿Con qué lanzador te sientes más cómodo?

–Todos son difíciles.

–¿Errores cometidos?

–Sí, los he cometido, como todo ser humano, pero los errores están escritos en páginas cerradas, para no volver a cometerlos.

Informaciones relacionadas Pitágoras ya ve a los ocho de la postemporada de la pelota cubana El primer inning de la pelota cubana (+ Video)